Inicio NACIONALES Economía y Empresas Pasaje

Pasaje

124
0

Los empresarios del servicio de transporte público de Ciudad del Este están regulando desde ayer como protesta por el rechazo al pedido de aumento del pasaje de G. 3.500 a 5.000 (43%) solicitado a la Junta Municipal por la suba del combustible. Para mañana, miércoles, día de sesión ordinaria, anuncian un paro total.

El servicio regulado va de 04:00 a 08:00 y luego, a la tarde, a partir de las 15:00, para transportar a la gente que sale de su trabajo, según el empresario Arnaldo Riveros, vicepresidente de la Asociación de Transportistas Urbanos de Ciudad del Este (Acetrapace).

El gremialista del transporte mencionó que sus pares del servicio interurbano (regulado por Dinatrán) ya están cobrando G. 5.000, mientras ellos siguen cobrando G. 1.500 menos y con el actual precio del gasoil aseguran que su servicio es insostenible, en este momento. En 2018 se elevó el pasaje a G. 3.000 y después, en diciembre del año pasado, se registró otra suba de 500 guaraníes.

Riveros insiste en que en las condiciones de costos actuales les es imposible seguir trabajando. Indicó que hay una cadena de servicios afectada: mecánicos y gomeros, entre otros. «Realmente, a partir del 2020 hasta el 2022, con la suba del gasoil, el costo de nuestro servicio subió más del cien por ciento. Antes apuntábamos cuando estaba a G. 4.000 a 4.500, actualmente está en 8.820», agregó.

MAL SERVICIO

La concejala municipal Alison Anisimoff, titular de la Comisión de Seguridad y Tránsito de la Junta Municipal, señaló que el viernes pasado (22 de julio) recibieron una nota de los empresarios del transporte en la que comunicaron la medida de fuerza para el lunes, martes y el miércoles, día en que se suman a un paro general nacional.

Anisimoff adelantó que planteará volver a tratar el pedido de los transportistas este miércoles, en sesión ordinaria. «Estuve hablando con algunos colegas y no creo que llegue a G. 5.000, pero vamos a ver», dijo. Empero, aclaró, con el actual servicio que ofrecen, es constante la queja de usuarios por incumplimiento de itinerarios, horarios y malas condiciones de las unidades. «Ellos dijeron que van a cubrir los horarios picos y que después iban a regular para ahorrar combustible. Ellos presentaron una planilla de costos. Subieron no solamente los combustibles. Vamos a ir viendo, porque si una empresa no puede más y se retira hoy no hay alternativa», aseguró.

SIN OPCIÓN

La concejala recordó que en su momento se buscó reemplazar el servicio con furgonetas, pero que no se tuvo éxito. «Probamos con los alternativos y dicen que son pocos los pasajeros; entonces hay que ir viendo, porque hay que poner todo en la balanza», afirmó.

Mencionó que más allá de la cuestión de la suba del combustible y su efecto en el costo, es del criterio de que a la empresa que no cubre su itinerario se le debe cancelar la autorización de explotación. “Hay que sacarle la línea, rescindir contrato de esa empresa, no hay de otra; de lo contrario, no vamos a conseguir cambiar nada hasta que llegue el sistema de transporte eléctrico”, sentenció.

FUENTE: Diario Última Hora

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí