Inicio NACIONALES Política El Kurusu Rape de Villa Elisa es muestra de arte y organización

El Kurusu Rape de Villa Elisa es muestra de arte y organización

227
0

Un equipo periodístico de www.munipy.com.py estuvo presente en la primera jornada del Kurusu Rape o Vía Crucis que se realizó ayer jueves 14 de abril, de 20:30 a 24:00, en el Paseo Parque de Villa Elisa, departamento Central. El evento, organizado por la Municipalidad de la ciudad, mostró un despliegue de arte escénico vivo, de tinte religioso, combinando luces, música, maquillaje, colores, dando un fuerte toque de “Catolicismo Tech”, por la tecnología involucrada.

SORPRESAS DESDE EL PRINCIPIO

Varias cuestiones sorprendieron ni bien llegar al sitio. Desde la cantidad de policías municipales ordenando el tránsito, con notable amabilidad hasta la disponibilidad de estacionamiento, (no obstante, ciertas personas ofrecían espacio privado, solicitando 20.000 guaraníes a cambio). A continuación, causó cierto agradable “shock” ver la aglomeración de personas esperando, ordenadamente su turno para ingresar al Parque, todos con tapabocas, organizados en dos filas enfrentadas: una para jóvenes y personas “normales”; la segunda, para gente de la tercera edad, embarazadas y minusválidos, con un acompañante. A lado de esta última fila, destacó una hilera de sillas bien dispuestas para la espera, una gentileza inicial de varias que hubo durante la jornada. Enseguida, se hizo sentir la amabilidad y calidez de guías que acompañaron en todo momento, con alta dosis de educación y paciencia. Resguardaron, sobre todo, la seguridad y el orden en el desplazamiento del público.

KILÓMETRO DE LUCES Y COLORES

El evento comenzó en punto con un grupo de doscientas personas. Fueron siete estaciones repartidas a lo largo de un kilómetro de camineros iluminados con cientos de velas y antorchas. La poderosa luz del fuego natural, combinada con juegos de sonidos y colores que provenían de quince nichos tecnológicos quebraron singularmente la noche de Villa Elisa. Esto fue parte del secreto del éxito en simbiosis con las blancas vestimentas 160 actores que representaron al Cristo, apóstoles, sacerdotes judíos, Marías y a coloridos legionarios que dieron viva a las escenas bíblicas, en altos y bien armados escenarios. En total, entre actores voluntarios y un centenar de funcionarios municipales, provenientes de varias áreas, más técnicos de audio y luces, se contó con un despliegue de 300 a 350 personas, con una logística de mil velas y antorchas encendidas. Coronó el recorrido un refrigerio de kilos y kilos de chipa y litros de cocido que esperaban a los visitantes a final de la procesión.

UNA VITRINA POLÍTICA

El final del trayecto encontró a los hermanos Estigarribia, muy cerca de la gente. Vale la pena destacar su voluntad de arriesgarse a organizar eventos públicos y artísticos que involucran movilización de gran cantidad de personas. Así fue, de hecho, la reciente conmemoración de los 84 años de la ciudad que contó con la participación de famosos grupos artísticos nacionales e internacionales, sumamente convocantes. Pero, hablando de nuevo, del “Kurusu Rape”, cada uno de los Estigarribia se mostró ante la gente en la salida del circuito: Ricardo, el Intendente, se prestó para las cámaras y para los reconocimientos o críticas; Sergio, ataviado de Centurión, posó para las fotos de recuerdo, junto a lo que quiso ser un carro romano con antorchas. Finalmente, un tanto escondido entre las penumbras de la logística, “Kili” hizo de gerente para cuidar otros detalles de seguridad, primeros auxilios, bocaditos y servicios tecnológicos.

Más allá del sentido religioso-cultural de la jornada, el mensaje político de cada acción del intendente liberal de Villa Elisa es intenso, así como en pandemia y en días de raudales. Con esta acción específica, busca un “Tañarandy 2” para atraer turismo a Villa Elisa y al departamento Central. “Esto es el comienzo, lo haremos cada año, en homenaje a nuestra gente”, refirió para Munipy.

A la vez, este tipo de encuentros es de alto atractivo para otras figuras en campaña electoral. Fue el caso de la presidenciable Kattya González que no dejó pasar la oportunidad de mostrarse “en su valle”, saludando y compartiendo con los visitantes.

HOY, QUINCE ESTACIONES

Hoy, viernes santo en la última jornada, a partir de las 20:00. Se podrán disfrutar de quince estaciones más, incluyendo la Crucifixión. El evento se realiza para grupos de dos centenas. El recorrido dura cuarenta minutos, aproximadamente. Se recomienda ir con ropa cómoda y calzados deportivos; cenados y bebidos, porque las esperas en las filas son largas; sin niños, porque no es una obra teatral para menores. El acceso es libre y la entrada gratuita. Se exige tapabocas.  

En nuestra opinión “Kurusu Rape” cumplió con su cometido de regalar un espectáculo de tinte religioso de alta calidad, enmarcado en una excelente organización logística, para avivar la Semana Santa. En la primera jornada, también el público sumó mostrando educación y respeto.

FUENTE: www.munipy.com.py

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí